domingo . 24 de marzo . 2019
feature-top

Los pobladores del barrio Paltay en el distrito de Molinos, en la provincia de Jauja llevan seis días aislados tras el desborde del rió Tambomayo que se llevó consigo sus cultivos de café, plátano, yuca y forestación de pastos.

Los afectados elevaron un memorial firmado por el agente municipal Willy Baldeón Inga, y el presidente del barrio, Abraham Cantorín, dirigido al alcalde del distrito de Molinos, a quien se le reportó la situación del centro poblado que fue afectado por un alud a causa de una intensa lluvia en la quebrada de Chimpimayo generando el desborde del río Tambomayo.

El hecho se suscitó el pasado 27 de diciembre y hasta el momento no se ha tenido atención de las autoridades por lo que los pobladores han pedido asistencia inmediata del área de Defensa Civil.

Entre las pérdidas se tienen 70 hectáreas de plátano, yuca, café, granadilla y palto, además de pastos y forestación. Por lo que se necesita apoyo material para los damnificados que también han perdido sus viviendas.

Comentarios